Circuncisión: Preguntas Frecuentes

Circuncisión: Preguntas Frecuentes
5 (100%) 5 vote[s]

Todos hemos escuchado hablar de la circuncisión y aunque la mayoría de personas ya sabemos en que consiste, siempre se te plantean dudas sobre todo si algún familiar o tú mismo te estás planteando realizártela.

Pero tranquilo, a continuación te contaremos todo lo relacionado con este procedimiento de manera sencilla y resolveremos las dudas más frecuentes (aunque siempre es mejor agendar una cita urológica si tienes cualquier tipo de problema) basada en la experiencia de personas ya circuncidadas.

¿Qué es la Circuncisión?

La circuncisión es la eliminación de un pliegue de piel conocido como prepucio que cubre la cabeza (glande) del pene no erecto.

Dependiendo del prepucio puede que el glande permanezca cubierto parcial o completamente según el grado de fimosis que se tenga, por lo que si comprobamos que nos cuesta descubrir el glande o tenemos algún tipo de molestia en esta zona tan sensible deberíamos ir al médico.

Lo mejor es que un profesional nos eche un vistazo y nos dé su opinión de si ve conveniente que nos practiquemos la circuncisión o no.

Hay casos en los que aunque el glande pueda quedar descubierto sin dificultad cuando el pene está flácido, a la hora por ejemplo de mantener relaciones sexuales el prepucio molesta llegando a ser muy incómodo para el hombre que le ocurre.

¿Para qué sirve el prepucio?

Su función principal es la de proteger el glande, ya que es una de las partes más sensibles del cuerpo másculino.

Protege tanto de infecciones, cicatrices como del exceso de sensibilidad, aunque según estudios realizados no existen evidencias de que la circuncisión reste placer a la hora de mantener relaciones sexuales.

¿Cuándo debería realizarme la circuncisión?

Todo depende del grado de estrangulamiento que el prepucio ejerza sobre el glande. Existen varios grados de fimosis:

  • Primer Grado: no se puede ver el glande debido a que el prepucio lo ahoga. No se puede retraer nada el prepucio.
  • Segundo Grado: solo es posible que se retraiga un poco el prepucio.
  • Tercer y Cuarto Grado: el prepucio se retrae solo hasta aproximadamente la mitad del glande.
  • Quinto Grado: se puede retraer el prepucio completamente pero se observa un anillo fimótico y puede aparecer dolor por ejemplo a la hora de mantener relaciones sexuales.

Los primeros grados son más severos y por lo tanto sería conveniente tratarlos a la mayor brevedad posible, sobre todo para evitar complicaciones como dolor al orinar o infecciones. Se puede vivir teniendo fimosis pero no es recomendable, ya que con una sencilla operación como es la circuncisión puedes acabar con este problema de raíz y evitarte bastantes complicaciones.

¿Qué problemas puedo tener si tengo fimosis y no me realizo la circuncisión?

Infecciones debido a una mala higiene de la zona.

  • Dolor a la hora de tener relaciones sexuales.
  • Dificultades al orinar.
  • Inflamación del glande.
  • Cáncer: es muy raro que se dé pero puede favorecer a que este aparezca.

Ventajas y desventajas de la Circuncisión

VENTAJAS:

  • Mejora la higiene, ya que todo queda descubierto.
  • Reduce enfermedades de transmisión sexual e infecciones.
  • Disminuye el riesgo de tener cáncer de pene.
  • Se controla mejor la eyaculación.

DESVENTAJAS:

Problemas tras la operación: sangrado excesivo, infecciones de la piel, etc (aunque no os alarméis que esto no suele ser lo habitual).
Es un procedimiento molesto, que te va a dejar un mes aproximadamente sin poder tener relaciones sexuales con tu pareja, y cuando vuelvas a tenerlas tendrás que tomártelo con calma.
Hay varones circuncidados que dicen que pierden sensibilidad y por tanto disfrutan menos que cuando no estaban operados a la hora de mantener relaciones sexuales.

¿Es recomendable la circuncisión siempre?

No, ya que la cirugía siempre debe de ser la última opción. Antes de la misma deben de probarse otros tratamientos en el caso de que procedan.

¿Hay algún tipo de solución que no sea la circuncisión?

En menores sí, ya que existen cremas que ayudan a solucionar sobre todo fimosis leve, teniendo un porcentaje alto de efectividad en estos casos.

¿La fimosis puede aparecer de adultos?

Sí, sobre todo hay muchos adolescentes que se dan cuenta de este problema cuando mantienen sus primeras relaciones sexuales.

También en adultos hay veces que por cualquier tipo de problema se presentan inflamaciones en el glande o en el prepucio, y si no se consiguen erradicar con un tratamiento conservador se recomienda la circuncisión para acabar de raíz con cualquier tipo de complicación.

¿Cuáles son los síntomas que hacen necesario un tratamiento para la fimosis?

La inflamación que hemos comentado en la pregunta anterior
Dificultad a la hora de orinar en los niños.
Infecciones constantes.

¿Protege la circuncisión de enfermedades de transmisión sexual?

No, aunque reduce las probabilidades de contraer algunas de estas ya que el glande deja de estar húmedo.

Si tienes alguna duda sobre la circuncisión y la fimosis no dudes en agendar una cita con el Dr. Juan Pablo moncada.